¿Qué más da?

Menos mal que la perfección no existe y podemos asumir ciertas salidas fuera del «patrón establecido», porque… Si no sería muy difícil esta vida.

Así es que no siempre voy perfectamente depilada (o no voy  directamente) y… ¿Qué más da? Son mis pelos, si a mí no me importa a tí menos.

De vez en cuando no hago la cama, dejo los platos sucios en la fregadera pero… ¿Qué más da? Soy yo la que mañana tiene que hacer el doble.

Reconozco que no me gustan las manzanas, por muy sanísimas que sean… ¿Qué más da? Compenso con otras cosas (o no) pero eso es cosa mía, no hago mal a nadie y soy mayor y consciente para decidir.

Los que me conocen lo saben, me gusta darle al jarrillo: el vermú, las cervecitas, los cubatillas… Eso de ir chispa me divierte sobremanera y… ¿Qué más da? Si bebo no conduzco y lo hago cuando no hay responsabilidades incompatibles.

Y muchas más cosas, pero… ¿Qué más da? Al final son cosas que solo a mí me afectan, no hago daño a nadie ni obligo a que los demás hagan lo que yo. Son decisiones propias, sentimientos de personales y no es ni bueno ni malo, es lo que nos hace ser nosotros.

Entonces… ¿Por qué no entendemos las formas de hacer y ser de otros? Todavía no entendemos que el culto al cuerpo, la dieta o las hábitos personales son cosas de cada cual y… ¿Qué más da?

Aún hoy hay comentarios despectivos sobre la apariencia física de las personas, sobre su orientación sexual o sobre ciertas decisiones personales que han tomado. Pero… ¿Qué más da? Bueno, mejor dicho… ¿Qué más nos da? Si no te gusta mi ropa, mis pelos, mis lorzas, mis ligues, mis hábitos… (Ves que son sólo míos, ¿no?)

A estas alturas, tenemos claro que la vida es corta y está para vivirla, ¡Hazlo! Vive y deja vivir. Allá cada cual con su ser, su sentir y su forma de entender su vida. ¿No te gusta? Apártate, porque… ¿Qué más da?

2 comentarios

  1. Pues claro!!! Cada cual a lo suyo que bastante es como para preocuparnos de lo que hacen los de más. Ya vale de juzgar!!

    Me gusta

  2. Una de las mejores decisones de la vida es tomar la decisión (valga la redundancia) de no gustar a todo el mundo.

    Eso sí, en mi opinión, también es importante dotarle a esa vida de Propósito, de Sentido y de Objetivos.

    No hay nada más importante para el Ser Humano (… creo…) que desarrollar su Ser a través de la capacidad de Lograr, transformando con sentido su entorno, esto es, haciendo de este mundo “un lugar mejor para los demás”.

    Sea de la forma que sea.

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: